Acceso al área de clientes



Acceder a mi cuenta
Deportes

El Yeclano pierde en La Condomina superando a los guionistas de terror de Netflix (1-0)
David Castillo   |   06 de Marzo de 2021  -  20:47:50
911 Visitas
Tamaño del texto
A   A   A   A   A
Facebook
Cruel. Excesivo. Delirante. Increíble. El Yeclano Deportivo perdió en La Condomina por la mínima con un gol legal inexplicablemente anulado a los azulgranas, quienes después erraron dos penaltis, uno de ellos de Panenka, en un choque donde jugaron de tu a tu al UCAM del gran poder. Los de Sandroni pagaron muy caro el mal inicio y después merecieron todo en un nuevo giro de guión en el que a cualquiera le quitaría las ganas de seguir sintiendo cosas por el fútbol.

Porque lo de este partido superó cualquier serie de terror de las de Netflix. Más bien todo lo que persigue al equipo en los últimos años es tremendamente cinematográfico. Desde aquella manera de subir, desde los preciosos flashes de los móviles de su afición que volvió a emocionar en el vetusto campo de Ronda de Garay, la heróica campaña pasada, y ahora la frenética forma de perder partidos a domicilio tras hacer una exquisita faena. Echar la vista atrás y recordar los brillantes partidos de Granada, Murcia, Sevilla y de nuevo Murcia es para estirarse de los pelos y para confirmar que lo de Majadahonda y Córdoba no fue casualidad en este cambio de papeles entre lo que es ahora el Yeclano a domicilio o en La Constitución.

Al UCAM le bastó liderar cinco minutos. Se podría decir que casi marcó en jugada ensayada a balón parado. Eso si, sacando un saque de puerta. En corto al tremendo central Charlie Dean, jugada rápida por la autopista de Liberto, con rebote incluido, y bola hacia Jordi Sánchez, quien remató doblemente ante la buena parada inicial de Gianni. El gol fue el despertador del Yeclano y el amansador para el UCAM, al fiel estilo Salmerón de especular con la sentencia en chispazos entre borbotones de la inmensa calidad del plantel.

Javi Saura lideró a un buen Yeclano que fue mejorando por momentos hasta el punto de provocar el empate con un disparo lejano del nomínense que rechazó de puños Ribas y cabeceó con acierto a la red Cristian Perales. Pero no. El línea y el colegiado cometieron un atentado futbolístico anulando un gol que era legalísimo por fuera de juego pese a que cuatro defensores rompían en varios metros la supuesta posición antirreglamentaria de Perales. Por si fuera poco, el trío arbitral olvidó una amarilla a un defensor local mientras se la mostraba a Manu Castillo y Pedro García. Y los trencillas se coronaron poco después al no pitar un penalti sobre Jesús Fortes. Bueno, esto último quizá hubiera importado menos con lo que el capítulo de hoy tenía guardado para el equipo de Sandroni.

El Yeclano llegó al descanso indignado pero todavía con opciones. Y digo todavía porque Gianni realizó dos auténticos paradones evitando el Segundo tanto universitario. Para quien pretende ser honesto en su opinión en los buenos momentos y en los malos también, es de obligado cumplimiento resaltar la mano abajo que sacó el guardameta en un remate en área pequeña y la brillante intervención en otra ocasión clamorosa de Santi Jara. El que Gianni mantuviera con vida al Yeclano tras unos días y unos comentarios durísimos como el de este cronista es para alabar y para alegrarse, porque ese es el camino.

La reanudación fue una tortura. El Yeclano, sin su lanzador de penaltis preferente como es Vaquero sancionado, falló a los seis minutos una pena máxima con un disparo muy mejorable de Alberto Oca que Biel Ribas atajó para ir entonando su salida a hombros. Después, el cotizado arquero salvo una muy buena de Jesús Fortes, y sólo tuvo que esperar con la falta de mordiente azulgrana para llevarse el MVP. Entre medias, Liberto golpeó al larguero en un centro que se envenenó, y Salmerón sacó a unos suplentes que no solo serían las estrellas del Yeclano, sino que cuestan medio presupuesto de los azulgrana.

Pese a que en el último cuarto de hora se notó el evidente desgaste físico de tres partidos en siete días, el Yeclano lo intentó con mucha honra. Sin embargo, el giro de guión final guardaba un estoque todavía más sangriento para los de Sandroni. Penalti sobre Karim en el descuento por sacarle media bota de un pisotón y Víctor Fenoll hizo un Sergio Ramos que ya había cometido ante el Hércules en pretemporada. El Yeclano perdía a lo panenka y Biel Ribas era canonizado en un UCAM tan potente como tacaño.

Tal panochada habría sido el final perfecto para el último capítulo del Yeclano en 2ªB. Sin embargo la temporada no ha acabado, y la única esperanza es que los guionistas sigan teniendo ganas de rock and roll del duro.
COMENTARIOS  |  0 ComentariosComentar
Crear nuevo comentario
Nombre:
Comentario:

He leído y acepto las condiciones de uso de este servicio.





Actualidad
Sociedad
Política
Cultura
Deportes
Publicidad
Búsqueda por palabras
Búsqueda por fecha
Ir
Publicidad
Subir